24

Recetas de desayunos diferentes

El desayuno es una comida en la que solemos encasillarnos. Es decir, caemos en la rutina de desayunar todos los días lo mismo. Un café con leche y unas galletas, una pieza de fruta, unas tostadas… Son los típicos alimentos que se encuentran en los desayunos de la mayoría de nosotros. En este artículo veremos recetas y opciones de desayunos diferentes típicos de otros países. ¡Incorpóralos en tu día a día para aumentar la variedad!

 

El desayuno tradicional

Tradicionalmente, en nuestra cultura gastronómica, el desayuno se ha compuesto principalmente por tres grupos de alimentos. Cereales, lácteos y frutas. La combinación de estos tres grupos proporciona diferentes nutrientes y energía para comenzar la mañana con las pilas cargadas. Pero no significa que sea la única opción.

Otros países tienen costumbres gastronómicas muy diferentes a las nuestras. Por eso, los alimentos que incluyen en la primera comida del día son distintos, aunque similares a los que incluimos aquí.

Desayuno francés

Se conoce como desayuno continental. Un imprescindible es la baguette, riquísima recién salida del horno. Cada uno la prepara según sus gustos. También suelen añadir ‘tartines’, lo que vendrían a ser tostadas. Las suelen acompañar con mantequilla o con algún alimento dulce como mermelada o miel. Tampoco faltan los croissants de mantequilla, los pains au chocolat o los brioches. Lo acompañan todo con zumo de naranja y café, té o chocolate caliente.

Desayuno inglés

Un auténtico full English breakfast se compone por huevos y bacon fritos, morcilla, salchichas, judías estofadas y pan frito o tostado. También añaden tomates y champiñones frutos. Todo ello, acompañado de una taza de té. Se trata de un desayuno con muchas calorías y grasas, por lo que no sería recomendable tomarlo de forma muy habitual.

Desayuno nórdico

En Noruega realizan un desayuno muy distinto del nuestro. Los alimentos que incluyen son el pan plano (llamado knekkebrød), salmón y huevo duro, jamón cocido y fårepølse (una especie de salchichón de cordero). El brunost (un tipo de queso de color café elaborado con leche de cabra o de vaca) es un alimento muy típico. También toman verduras como pimiento, pepino y tomate.

Desayuno alemán

El Frühstück es la primera comida del día en Alemania. Se compone por Brötchen (pan), Müsli (lo que nosotros conocemos como muesli, es decir, granola con cereales y frutos secos o pasas), leche, embutidos y quesos.

Con la globalización hemos incorporado nuevos ingredientes a nuestra gastronomía, que no son típicos de la cultura mediterránea. Por eso, os dejamos un par de ideas riquísimas y saludables, además de otras 7 ideas día que os propusimos en el artículo 7 desayunos para cada día de la semana.

Recetas de desayunos diferentes

Shakshouka

Se trata de una receta típica del desayuno israelí.

Los ingredientes son:

  • Aceite de oliva
  • Huevos
  • Tomates pelados y cortados en dados
  • Pimiento verde
  • Cebolla
  • Pimentón
  • Comino
  • Pimienta negra
  • Sal
  • Perejil para decorar y pan de pita para acompañar

Elaboración

En una sartén a fuego medio con el aceite de oliva, se cocinan los tomates, el pimiento y la cebolla, formando una pasta espesa. Aproximadamente, durante unos 15 minutos. A continuación, se añaden las especias y el resto de los ingredientes, a excepción de los huevos. Se deja reducir para que espese, removiendo para que no se queme. Cuando esté listo, se hacen unos huecos donde se rompen los huevos. Se tapa para que se cocinen, dejando la yema líquida, durante unos 4 minutos. Para finalizar, se espolvorea perejil cortado por encima y se come con pan de pita.

Sharlotka

Se trata de una receta dulce, para días ocasionales. Es una tarta de manzana muy típica en Rusia, perfecta para una mañana de otoño, temporada en la que las manzanas están en su mejor momento.

Ingredientes

2 manzanas (tipo granny Smith)

1 manzana (tipo Pink lady)

2 huevos

130g de azúcar

100g de harina

Canela en polvo

Azúcar glas para decorar

Elaboración

Se precalienta el horno a 180ºC y se engrasa el molde donde vamos a hornear la tarta con mantequilla.

Primero se pelan las manzanas y se cortan a dados pequeños. Se espolvorean con canela en un bol a parte y se vierten en el molde engrasado.

En otro bol, se baten los huevos y se mezclan con el azúcar, batiendo bien para que las claras cojan aire. Se incorpora la harina tamizada y se mezcla de forma homogénea. Se vierte la masa sobre las manzanas y se distribuye por todo el molde con ayuda de una cuchara.

Se introduce en el horno, durante unos 40 minutos, comprobando si el centro de la tarta está cocinado. Cuando esté listo, se desmolda y se decora con una pizca de azúcar glas por encima.

Ahora que ya sabes más sobre los desayunos típicos de otros países del mundo, aprovecha para no caer en la rutina del café con leche y ¡disfruta de pasar tiempo en la cocina los domingos por la mañana!

Si te ha gustado, comparte, gracias:

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp

ARTÍCULOS RELACIONADOS

ARTÍCULOS RELACIONADOS