Un estudio publicado, en la Revista Española de Cardiología, en el año 2012, concluyó que casi el 50% de la población española tenia los niveles de colesterol elevados. Muchas de estas personas no son conscientes de ello, ya que únicamente se puede detectar con un análisis de sangre.

Lo ideal es la prevención, es decir, evitar llegar a tener que tomar medidas para reducir el colesterol, pero hay veces que esto no es posible y, llegado este punto, es fundamental cambiar ciertos hábitos y mantener el colesterol a raya, siguiendo unas pautas muy sencillas. ¡Veámoslas!

1. Realizar 5 comidas todos los días, tres principales (desayuno, comida y cena) y dos tentempiés (almuerzo y merienda).

2. Consumir verduras y hortalizas en cada comida principal y 3 raciones de fruta al día.

3. Incluir cada día cereales integrales y tomar legumbres unas 3 veces a la semana. La fibra que contienen puede ayudar a reducir la cantidad de colesterol que llega al torrente sanguíneo.

4. Elegir lácteos desnatados o semidesnatados, por su menor contenido en grasas y colesterol (la leche semidesnatada contiene menos de la mitad del colesterol que la leche entera).

5. Tomar, a diario, un puñado (con la mano cerrada) de frutos secos. Sobre todo, que sean al natural o tostados, y no fritos.

6. Consumir carnes magras (cerdo, pollo, pavo o conejo), con pocas grasas y evitar las carnes rojas, así como alimentos con elevado contenido en grasas saturadas como la nata, la mantequilla, las vísceras o los quesos curados. También se pueden tomar entre 3 y 4 huevos a la semana; ¡sí, has leído bien!

7. Aumentar el consumo de pescado, sobre todo azul, ya que contiene grasas omega3, beneficiosas para el sistema cardiovascular.

8. Usar el aceite de oliva para aliñar y cocinar. Las grasas que contiene contribuyen a mantener los niveles de colesterol dentro de la normalidad.

9. Tomar alimentos enriquecidos en esteroles vegetales, ya que contribuyen a reducir los niveles de colesterol.

10. Optar por las cocciones ligeras, con poca cantidad de aceite, como el microondas, el horno, la plancha, los hervidos, etc. y realizar actividad física diariamente.

¡Mantén el colesterol a raya por tu bienestar!

Si te ha gustado, comparte, gracias: